A la hora de someterse a una intervención de aumento de pecho pueden surgir numerosas dudas con respecto a la operación. Una de las preguntas más frecuentes puede versar sobre el tiempo de vida de las prótesis mamarias, por eso intentaremos responder a esa pregunta a continuación.

Los implantes de aumento de pecho, en un principio, se ponen para toda la vida, aunque es cierto que se desconoce con exactitud la duración de un implante dentro del cuerpo humano. Con las prótesis antiguas la duración estimada era de 8 a 10 años, pero lo cierto es que duran mucho más de lo que se cree. Sobre todo los implantes de última generación, cuya vida se supone ilimitada.

En cuanto a los efectos de los implantes sobre la salud, nunca se ha constatado que los rellenos sean perjudiciales para el organismo. Tampoco impiden la realización de mamografías y exámenes médicos. Además, los implantes fabricados con silicona de grado médico tienen multitud de usos en casi todas las especialidades quirúrgicas. Son inertes y causan muy poca reacción cuando son implantados en un organismo vivo.

Tipos de prótesis de aumento de pecho 

Actualmente, los implantes mamarios de silicona que se utilizan en todo el mundo. Llevan un relleno que puede ser de tres tipos:

– Suero fisiológico: se hinchan en el momento de la intervención.
– Gel de silicona fluida.
– Gel de silicona más firme: gel cohesivo que se tiende a utilizar cada vez más.

Su uso no está delimitado solamente al aumento de pecho. Los implantes de silicona se utilizan para tratamientos muy variados: aumento de pantorrillas y muslos, reconstrucción de defectos cutáneos, implantes de pómulos, reconstrucción de las articulaciones de los dedos, etc.