Cuando decidimos someternos a un tratamiento de depilación láser es posible que no tengamos claro cuáles son las zonas que se pueden depilar. Por eso, intentaremos aclarar en este artículo las dudas, enumerando todas las partes del cuerpo que pueden ser tratadas con láser.

La duración de la sesión, el precio y el dolor dependerán de la zona que se depile. Las zonas más amplias y las más delicadas suelen ser las más costosas. Pero como se comprueba a continuación, la depilación láser se puede hacer en casi todo el cuerpo.

Depilación láser rostro

– Labio superior.
– Barbilla.
– Entrecejo.
– Pómulos.
– Patillas.
– Cuello.

Depilación láser tronco

– Areola.
– Línea alba.
– Abdomen.
– Zona lumbar.
– Espalda.

Depilación láser extremidades superiores

– Dedos.
– Manos.
– Axilas.
– Brazos completos.

Depilación láser extremidades inferiores

– Dedos.
– Pies.
– Monte de Venus.
– Labios mayores.
– Zona perianal.
– Ingles.
– Cachete.
– Glúteos.
– Piernas completas.

Para todas las partes hay que seguir los mismos consejos antes y después de cada sesión: evitar tomar el sol, hidratar la zona, a ser posible con una crema de aloe vera y no arrancar el vello de raiz.