Lo aseguran los últimos estudios. Los especialistas revelan que más de la mitad de las mujeres españolas con más de treinta años y dos de cada diez hombres sufre problema de varices.

Las causas son diversas, pero la más frecuente proviene de la insuficiencia venosa crónica. Y las consecuencias también son múltiples, pero no hay duda que tu aspecto y tu salud son los mayores afectados.

Por lo que, ¿tienes más de 30 años? Seguramente tengas varices o puedas llegar a tenerlas. Ponle remedio.

La herencia genética, los trastornos hormonales, el sobrepeso, el sedentarismo, mantenerse durante mucho tiempo de pie, la administración de anticonceptivos… son algunos de los factores más probables para la aparición de varices según los expertos. Y hoy en día, según los hábitos de vida que llevamos, las causas extrínsecas se incrementan año tras año y provocan que cada vez más personas, en su mayoría mujeres, sufran varices cada vez más temprano, también a su vez.

Y no es agradable la fea imagen que ofrece un problema de varices. Y mucho menos las complicaciones que se derivan para tu salud. A corto y a largo plazo. Tromboflebitis, pigmentación de la piel y graves úlceras, son algunas de las consecuencias que podrías padecer si el estado de las varices avanza.

Métodos menos invasivos Pero la ciencia evoluciona y los tratamientos cada vez se orientan más al paciente.

Hace unos años las técnicas empleadas eran más agresivas para los tejidos de la pierna, pero hoy en día ya no se produce ningún tipo de lesión.

Existen diversos tipos de tratamiento para cada circunstancia y estado de las varices y las lesiones vasculares del paciente, pero todos ellos usan métodos menos invasivos, sin apenas molestias y con posibilidad de poder incorporarse a la vida cotidiana sin ningún problema.

Por lo que si sufres el problema y te preocupa que tratamiento realizarte, acude a los expertos, en Instituto MedicoEstético, nuestro equipo médico analizará y te aconsejará el más apropiado para tu caso.

  • Las más leves, conocidas como arañas vasculares, se pueden tratar con láser. Y dependiendo de los casos con con la técnica de la escleroterapia, siempre será el médico el que determine cual es el tratamiento más recomendado.

  •  Si padeces unas varices de mayor tamaño, los especialistas usan un procedimiento con láser endovenoso.

La eliminación de varices puede obtener muy unos buenos resultados, con alta efectividad, con necesidad de una mínima recuperación tras el tratamiento y con la garantía de eliminar las varices con un mínimo trauma, mejorando tu estética y tu salud, que es lo más importante. ¡Y sigue disfrutando de tu juventud!